Top
TAKTICTAKTIC Beneficios de la Industria 4.0
Industria 4.0

Beneficios de la Industria 4.0

Hoy en día estamos entrando de lleno en la cuarta revolución industrial, provocada por la mejora en las infraestructuras de comunicaciones y la evolución de los sistemas IT. La industria 4.0 viene a salvar un sector que lleva tiempo cediendo terreno en Europa. La aplicación de IOT (internet de las cosas) y Machine learning en los procesos productivos es la respuesta al reto que representa la globalización. Pero ¿cuáles son los beneficios de la Industria 4.0?

Características de la Industria 4.0

En la Industria 4.0, sensores colocados en todos los elementos de la fábrica interactúan entre ellos y con los operarios, compartiendo información y procesándola para tomar decisiones descentralizadas. Esto permite, por un lado, dar gran autonomía a los sistemas de planta y, por otro, una integración horizontal (a nivel de planta) y vertical de la información, exportando los datos tanto del ERP (Entreprise Resourcing Planning), MRP (Material Requierement Planning) o sistemas MES (Manufacturing Execution SYstems) entre otros a herramientas de toma de decisiones, Business Intelligence, etc. De esta forma la información es accesible a cualquier elemento del sistema y desde cualquier lugar, tanto dentro como fuera de la planta.

Las características que presenta una fábrica inteligente o “smart factory”, como también se las conoce, son:

  • Interconexión entre máquinas, sensores y personas, de forma que pueden comunicarse unos con otros.
  • Información accesible: gracias a los datos de los sensores tenemos una copia virtual de nuestro sistema de producción.
  • Tareas automatizadas: las máquinas realizan las tareas más difíciles o peligrosas de forma totalmente autónoma y automática.
  • Toma de decisiones descentralizada: los sistemas pueden tomar decisiones propias funcionando de manera autónoma.

Beneficios de la Industria 4.0

Los beneficios de la Industria 4.0 son múltiples, pues este modelo “smart” da lugar a empresas más competitivas y eficaces. Las principales mejoras las podemos encontrar en:

  • Eficiencia. La accesibilidad de la información nos permite acabar con el papel: todos los procesos estarán digitalizados. Podremos optimizar los recursos, pues sabremos en qué está ocupado cada empleado y cada máquina en todo momento. Gracias a ello podremos realizar ajustes en tiempo real.

Otro aspecto clave para la eficiencia es el mantenimiento preventivo. Cada máquina es capaz de detectar cuándo se acerca al final de su vida útil y necesita ser reparada. De esta forma, los operarios pueden planificar su trabajo, aumentando su productividad.

  • Agilidad. En la Industria 4.0 ya no hay fronteras: la fábrica es visible más allá de sus cuatro paredes, conectando producción y distribución y permitiendo optimizar la producción en función de las necesidades de la empresa. También permite incorporar rápidamente nuevas tecnologías e interactuar con terceros.

Además, disponer de una copia virtual de nuestro sistema de producción nos permite realizar simulaciones de producción. Esto, unido a la utilización de herramientas de realidad aumentada para el diseño, permiten un prototipado rápido, y la anticipación de los problemas que podrían surgir en la producción.

  • Trazabilidad. Con la utilización de sensores RFID podemos tener información detallada del movimiento de los productos. Por ejemplo, si durante el transporte ha sufrido condiciones adversas que pueden afectar a su calidad, esta información quedaría registrada, de forma que generaría una alerta en la siguiente fase de la logística.

También nos permite saber en tiempo real dónde se encuentra cada producto, lo que facilita enormemente la realización de inventarios, y las tareas de logística.

  • Ergonomía. Mejores condiciones de trabajo, gracias a la asistencia de las máquinas en entornos peligrosos, o en tareas complejas.

Una transformación llena de retos

Como en cualquier cambio, existen también una serie riesgos a los que hay que enfrentarse al adoptar el modelo de la Industria 4.0:

  • Es necesario un alto grado de fiabilidad, integridad y estabilidad para garantizar que todos los intercambios de información se realicen de forma correcta.
  • Los riesgos de seguridad aumentan puesto que hay muchos más accesos al sistema, que se producen desde diferentes dispositivos y lugares.
  • Actualmente hay carencia de profesionales con experiencia para crear y mantener este tipo de sistemas.
  • Habitualmente se da una resistencia al cambio por parte de los usuarios involucrados ante la introducción y adopción de nuevas tecnologías. Ante esta situación, es necesario gestionar el cambio para vencer dicha resistencia.

Por estos motivos, es fundamental tener un proyecto sólido asistido por buenos profesionales a la hora de afrontar la transformación hacia una industria 4.0. La Unión Europea está apostando por esta transformación consciente de que la productividad y la mejora competitiva comienza con una transformación de los procesos y modelos productivos. Para ello, ha creado el programa Horizonte 2020, dotado con casi 80.000 millones de euros y en el que hay iniciativas para encaminarse hacia el liderazgo industrial (Industrial Leadership).

Así que la pregunta no es si la Industria 4.0 va a llegar, sino cómo de rápido va a hacerlo. Y, como ya hemos expuesto, los beneficios de la Industria 4.0 son numerosos y en este entorno de mayor competitividad (por el aumento de la eficiencia y la creación de valor añadido) es necesario adoptar este modelo para no arriesgarnos a ser dejados de lado por el mercado.

Eduardo Navarro
Eduardo Navarro

Si continuas utilizando este sitio, aceptas el uso de las cookies. Más información

Las opciones de cookie en este sitio web están configuradas para "permitir cookies" para ofrecerte una mejor experiéncia de navegación. Si sigues utilizando este sitio web sin cambiar tus opciones o haces clic en "Aceptar" estarás consintiendo las cookies de este sitio.

Cerrar